En Fátima peregrino de paz y de esperanza - Inicia el viaje del Pontífice a la ciudad mariana portuguesa

2017-05-12 L’Osservatore Romano

«Pido a todos que se unan a mí, como peregrinos de esperanza y de paz: que vuestras manos en oración continúen sosteniendo las mías». Con un tuit el Papa subrayó la importancia de la visita al santuario de Fátima en el centenario de las apariciones marianas a los pastorcillos.

Precisamente en esos mismos momentos en los que, a primera hora de la tarde del viernes 12 de mayo, el avión con Francisco a bordo despegaba del aeropuerto romano de Fiumicino con destino a Portugal, @Pontifex lanzó un segundo tuit en dos días dedicado al décimo noveno viaje internacional del pontificado.

«Mirémosla a Ella: todo es un regalo de Dios, nuestra fuerza» había exhortado desde la misma cuenta, la vigilia, el jueves 11. Ese mismo día Francisco se dirigió a Santa María Mayor. La invocación de la protección de la Salus populi romani se ha convertido ya en una costumbre, así como el encuentro en la Casa Santa Marta, apenas antes de la salida, con el arzobispo Krajewski y un grupo de personas atendidas por la limosnería, que acuden para desearle buen viaje. Esta vez se ha tratado de seis mujeres, cuyas historias de sufrimiento y malestar el Pontífice lleva consigo a Fátima para encomendárselas a María.

El momento culminante de la peregrinación será, la mañana del sábado 13, con la canonización de los hermanos Francisco y Jacinta Marto, testigos, con la prima Lucia dos Santos, de las apariciones que iniciaron precisamente hace un siglo, el 13 de mayo 1917.